domingo, 23 de marzo de 2014

San Isidro 2014, mobbing al aficionado

El aficionado va al encuentro, intuyendo el bajonazo que se le viene encima


Quizá sea un término demodé, caduco y sin sentido, pues ahora ya no hace falta hacerle la vida imposible al trabajador de una empresa al que se quiere fuera de esta, basta con decirle que está fuera y punto, pero como al aficionado de Madrid no se le puede echar con tanta facilidad, porque como además este se resiste a dimitir de su pasión, se hace necesario emplear otros métodos, como hacer que parezca un accidente.

No sé cuántos años llevamos calificando como basura a las sucesivas ferias que los señores de Taurodelta nos ponen delante. Yo he leído y oído de todo, que si es mejor que las de años pasados, que si al menos hay una cuarta parte de tardes que merecen la pena, que sube el caché la presencia de Ponce, pero, ¿realmente ustedes creen que esta es una feria acorde con el prestigio que se le supone a la plaza de Madrid? Pues si tenemos que pensar en el paradigma de lo que es la primera plaza del mundo, pues me da que los carteles dejan mucho, pero mucho que desear, aunque si tomamos como patrón lo que gusta al público, bien asistente a la plaza o por televisión, y a los cánones que impone la tele del más, es un ciclo redondo, si acaso se echa de menos al bombero torero, por aquello de la diversión asegurada y para que durante este mes de toros haga acto de presencia la dignidad y seriedad de gente que vive del toro.

Otros años se podría decir que es lo que hay y que no hay más que rascar, pero no creo que esto sea así en este caso. Hay toreros como Juan Mora, José Tomás, incluso Frascuelo y alguno que pueda andar por ahí, que interesan infinitamente más que ese Eugenio de Mora, Víctor Puerto, El Capea, más los Fandi, Iván García, Tejela, Pinar, Ritter y hasta Rafaelillo. Ideales para llenar huecos, para abaratar el presupuesto de una corrida y para hacerles tragar con lo que mande la autoridad competente y dueña de los dineros. Algunos ya han gastado todos sus bonos para estar en la feria, casi hasta para asomarse por Madrid, pero nada, ahí siguen llamándoles, a ver si ya acaban de convencernos de que son muy simpáticos, muy buenos chicos o voluntariosos, porque lo de la vulgaridad, falta de capacidades taurinas y falta de facultades, ya llevan años dejándolo clarito como el agua.

Luego hay otro grupo de toreros que gusten o no gusten, más o menos se han justificado, véase el caso de Paco Ureña o Juan del Álamo, sin entrar en la forma en que consiguieron esos méritos, con paisanaje o no apoyando y si la presidencia estaba en el día tonto de dar orejas a lo loco. Detrás vienen los fijos del circo itinerante de Taurinos Productions Itinerantes, asociados con los que se ponen en Madrid, caiga quien caiga, con Perera como ejemplo de los primeros y Uceda de los segundos, los se suponen que han triunfado en otras plazas y las figuritas, que aunque no se esté de acuerdo con sus quehaceres, deben estar presentes y justificarse en la plaza de Madrid. ¿Los apetecibles? Pues muy pocos, Ángel Teruel, a ver si lo del año pasado no fue una casualidad, Fandiño, por causas más que conocidas y para comprobar si su camino va en ascenso o si se ha desviado a la comodidad del lado oscuro, Morenito de Aranda y Curro Díaz, que igual se encuentran inspirados, Urdiales, a ver si este año sí, Castaño con sus chicos, y El Cid, después de aquella tarde que paró el pulso de casi todos y que dejó fríos a uno o dos que no debían tener el día. Ponga usted a Talavante como incógnita suprema después de sus declaraciones de que está harto de los retorcimientos y para usted de contar. Que yo no sé ustedes, pero si servidor tuviera que sacar una entrada en la reventa, no iba a los toros ni la tarde de la exquisita merienda con la que la compañera de grada nos deleita por su cumpleaños; que no es moco de pavo, ni mucho menos.


El ganado es una de esas cosas que creo que no acabaré de entender jamás; con corridas que el año anterior, y otros precedentes también, no se sujetaban en pie, pero que ahí siguen, con contrato fijo, mientras otras, reclamadas por la afición, no vienen ni con contrato de becario. Están los hierros que entre todos no soportan ni un puyazo, lo cual tampoco es importante hoy en día, si acaso para cuatro trágicos que se creen eso de que en esto debe salir el toro. Díganme los méritos de Martín Lorca, La Palmosilla, Jandilla, Montalvo, Pereda, incluso de Victoriano del Río, El Puerto, Alcurrucen, Victorino. Unos no valen ni para bueyes de carros y los otros son fijos, ya puede ser que lleven años a rastras, que lo de picar sus toros sea una utopía de ilusos aficionados, que hasta premios reciben, y lo gordo es que los reciben con orgullo, sin asomo de vergüenza, ni atisbo de posible afición. Después hay ahí unas cuantas vacadas que andan en el filo de la navaja, que igual sí, que no, que caiga un chaparrón, Valdefresno, Ventorrillo, Peñajara, Ibán, El Pilar, más las clásicas que traen emoción, aunque sea muy complicado verles una corrida con calidad, con lo que se ha entendido siempre por una buena corrida de toros, lo de Adolfo y Escolar. Este año viene Miura a pasear su leyenda por Madrid, los de Couto, que al menos cuentan con la ventaja de la novedad y los antecedentes en alguna novillada en las Ventas. La siempre esperada corrida de Cuadri, única presencia del toro de verdad, que unos llegarán a ver bravos y encastados, otros mansos y descastados, pero que demuestra que el toro de lidia no tiene nada que ver con esos mojicones desmochados robotizados que derrochan toreabilidad, durabilidad y la estupidez de tanto interesado que se quiere divertir, pero no en la plaza, fuera de ella, con la pasta que se ha llevado de los ingenuos que seguimos pagando por ir a los toros. Eso sí, no veremos los de Javier Molina, no vaya a ser que los señoritos no puedan con ellos, los de Escobar, tres cuartos de lo mismo, los de Flor de Jara, por si se les desmandan, cualquier ganadería de Graciliano, los de Villamarta que fueron interesantes, ni los de Moreno Silva, que no vienen a Madrid ni camuflados como Juan Pedros. Que gran pecado el de este ganadero, que echó una novillada encastada hace años, que a los chavales se les fueron dos a los corrales por incapaces y se castiga al ganadero. De locos, o quizá no lo sea tanto, igual de lo que se trata es de intentar que el aficionado vaya sintiéndose incómodo, defraudado, asaltado en los caminos, para que de una vez se vaya de las plazas y para que los taurinos puedan atropellar a su antojo. Pero de lo que no se dan cuenta es que esos públicos verbeneros y esos nuevos eruditos enciclopédicos, no aguantarán tantos desplantes como los verdaderos aficionados. De momento tendremos que seguir intentando digerir la “mejor feria” de los últimos años, lo que no quiere decir, ni mucho menos, que sea interesante y que no deje de ser una auténtica bazofia cuartelera.

15 comentarios:

loscos fernandez dijo...

Muchas gracias, por decir que mi merienda esta buena. Y como casi siempre estoy de acuerdo contigo. Me gustaria realizarte una pregunta? Donde colocarias a los que vuelven despues de años Abellan y Finito con ganas de verlos o peor que el capea no pueden ser. Un saludo. Ah otra cosa mira mi cumple es tarde de las de llenazo....

loscos fernandez dijo...

Buenas tardes quedan hoy justo dos meses para esa merendola, gracias por acordate de mi o vas bien de ella. Estoy como casi siempre de acuerdo con tus comentarios no comprendo lo de Eugenio, ni victor, pero queria hacerte una pregunta? Donde pondrias a los que vuelven despues de años tanto Finito como Abellan, en veremos que pueden hacer o madre mia otra vez.
Un saludo nos vemos pronto..

Anónimo dijo...

Buenas tardes señor Martin, asi , con su permiso, permitame por favor decir, !!!Vaya puta mierda de feria!!!!!. Y mire usted, yo creo que hay que ser muy pero que muuyyyyy cretino para hacer este tipo de feria. Por que con ganaderias de las que "atraen" y curiosamente, muchas de ellas no son caras, estos "cretinos" que son los empresarios, harian mas caja y tendrian contentos a todos. Pero creame que no entiendo nada del mundo taurino, pero nada de nada, y sere redundante, !!!pero es que no entiendo ni ostias!!!. En fin, si esta es la mejor feria de su vida, que me contraten a mi que por aficion, les hago unos carteles " que se caga la perra", pero.... no caera esa breva.
Un saludo señor Martin, los toros, la aficion mas bonita del mundo regentada por una panda de cretinos.
Kaparra

Pepete dijo...

En respuesta a "Anónimo".

Le animo (si no le importa) a que aporte alguno de esos carteles con los que "se cagaría la perra".
Ahora bien, a la hora de hacerlo espero que tenga en cuenta la capacidad en cuanto a afluencia se refiere de la plaza de toros de Madrid y los espectadores potenciales que acudirían a los mismos.

Un cordial saludo.

Enrique Martín dijo...

Loscos:
Piensa que son toreros con mucho interés, no cuestan para la empresa, no dan problemas y son tan anodinos, que al público ni le molestan. Abellán es el caso del que viene y viene, casi por decreto, por costumbre, sin que nadie se plantee los méritos que aporta. Lo de Finito suena más a favor que se debía a alguien de la tele. Y como si les cosas le salen mal parece que no le importa, que le resbala, pues hala, adelante con los faroles. Anda que no tiene tablas el señor para enfrentarse al tendido, todas las que le faltan para hacerlo delante del toro íntegro.
Besos

Enrique Martín dijo...

Kaparra:
Permítame que le diga una cosa, que no pretende ser nada ofensiva, todo lo contrario y es que usted los carteles los piensa desde el punto de vista de aficionado, y ellos desde el punto de vista de los billetes. Que es lógico que ganen dinero, pero no de esta forma, no ofreciendo esto, que a quien más agrada, como viene sucediendo hace años, es a los de la tele y a los que se ahorran un dinero con estos carteles tan "económicos".
Un saludo

Enrique Martín dijo...

Pepete:
Le aplaudo ese parámetro que aporta para la elaboración de los carteles, pero ¿no se podría pensar en el aficionado de Madrid un poquito? Precisamente este es al que se ningunea año tras año desde hace un tiempo. Las Ventas es la plaza de Madrid, que no la plaza del mundo, que es precisamente lo que le viene bien a la tele para favorecer su share en algunas zonas, como cuando nos tuvimos que tragar aquel cartel de toreros manchegos, con tanto interés como la muda de plumas del tucán tropical. Que la feria, y la programación de esta plaza en general, debería mostrar lo más interesante y lo más variado de lo que la Fiesta puede ofrecer, pero siempre que interese a la afición madrileña y si un cartel compuesto por Frascuelo, Pauloba y Encabo, por decir unos nombres, con ganado de Santa Coloma, no interesa más allá de la M-50, pues eso que se evitan los que vengan desde más allá, pero si otro con ganado de Samuel, Rubén Pinar, Tendero y Manuel Caballero no interesa a Madrid, ahí sí que hay un problema. Por cierto, este lo anuncian en la feria de Albacete y seguro que por lógica, se llena la plaza. Es cuestión de gustos.
Un saludo

Pepete dijo...

Enrique Martín:

Estoy absolutamente de acuerdo con sus palabras. Yo, como aficionado, estaría dispuesto a desplazarme desde Sevilla cuantas tardes me fueran posibles para presenciar corridas de toros del tipo de la que usted ha puesto como ejemplo.

Todas las plazas de toros de España están en manos de comerciantes, los cuáles llevan a cabo esta empresa para lucrarse "exclusivamente".

Yo admiro mucho a la afición de Madrid (o a un determinado sector de la afición). Pero le pregunto desde la distancia por la cifra aproximada de público que acudiría actualmente a la plaza de toros de Las Ventas si se ofreciera la fiesta pura, tradicional e íntegra (en la cuál no estarían presentes por razones obvias ni morantes ni julianes).

Un cordial saludo.

P.D. Yo este año acudiré a las corridas de Cuadri y de Adolfo Martín, ya que son las que más me atraen y afortunadamente por la fecha estaré disponible.

Anónimo dijo...

Buenas noches a todos los que por aqui paran , y permitame señor Martin que le conteste al señor Pepete. Yo para empezar los carteles, sustituiria todo lo illo, en ganaderias digo,Montecillo, Dehesilla, Cortijillo............. por Felipe Bartolome, Ana Romero, Benitez Cubero, Lora Sangran, Murube. Algo distinto por Dios, que siempre es lo mismo, pero es que encima es lo mismo que no tira ni para atras. Yo creo, que con solo ese cambio, ganaria enteros la feria. Mas. Creo entenderle lo de la capacidad de afluencia. Entre semana carteles para madrileños y el finde para foraneos. Un cartel Madrileño. Encabo , Mora y Segio Aguilar, y toros, a escoger. Flor de Jara, Aurelio Hernando, Baltasar Iban o incluso los Eulogios y probablemente habra mas ganaderias que puedan dar espectaculo. Ganaderias portuguesas: Vega Texeira, Fernando Palha, Pinto Barreiros, Sobral. Hay un monton, Pero es que , dos veces Victoriano del Rio.... !!!!!!!Apesta!!!! Ganaderias francesas, que las hay.Toreros. un cartel,: Dolores Aguirre. Uceda Leal,Antonio Nazare, Juan del Alamo. Uno solo, y no pienso en publico, pienso en aficionados, que yo creo que siempre ha sido el cliente mas fiel y el que mejor propaganda hace del escpetaculo. Ganaderias de Salamanca que no sean la misma mierda de siempre. Por lo menos dejar que se despida Cobaleda con dignidad de la Tauromaquia, la ultima camada...!!!!que menos!!!. Juan Luis Fraile, que siempre ilusiona, recuerdo a un torero que estuvo muy digno con el , un mejicano llamado el Conde y que no volvio a venir..!!!Oles por la empresa!!!! A los Victorinos , vacaciones, por un año , los cambiaba por Monteviejos, el año pasado fueron sardinas para Talavante. Y sobre las mal llamadas figuras. !!!Puerta!! La que no se preste a torear una ganaderia de las antes mencionadas, que se quede en su casa, y la que se preste, pues generosidad. No, se, esa seria mi idea, lo que no puede ser, es la misma puta mierda de siempre, pero siempre la misma. Ya veremos que asistencia de gente hay. Se que me he extendido en exceso, pero hera una manera de poder plasmar mi idea, y se que no he inventado la rueda, seguro que muchos aficionados piensa de manera similar, asi que nada. Darle las gracias al señor Martin y un saludo para usted.
Kaparra

Alberto Ariza Moreno dijo...

Enrique:

No es la feria que merece la plaza de Las Ventas, pero quizás sea "algo mejor" que otros años. Es una feria mala pero, en mi opinión, han mejorado un poquito, muy poquito.

Faltan muchos toreros, ganaderías y encastes que deberían estar. Y sobran muchísimos rellenos y rebajas. Para mí por Madrid tendrían que pasar todos los encastes. De cada encaste que seleccionasen la ganadería que en mejor momento estuviese y cogiesen la cabeza de camada en el tipo del encaste en cuestión. No me vale eso de "Santa Coloma no tiene trapío para Madrid". El trapío hay que considerarlo en función de cada encaste.

Sobre toreros veo también ausencias y muchos que están sin habérselo ganado. Aunque pienso como tú y sabes el toro y el toreo que me gusta, entiendo (en parte) que pongan a cierto tipo de toreros. Para mí Madrid debería ser un muestrario de todo el toreo. Igual que en ganaderías en toreros. El problema es que hay un exceso muy grande de toreros y ganaderías de las que no interesan al aficionado y hay muy poco del gusto de Madrid.

En fin Enrique espero que la feria se desarrolle mejor de la pinta que tiene, aunque sinceramente lo veo complicado. Un abrazo y enhorabuena.

Enrique Martín dijo...

Pepete:
Que conste que igual que digo que los carteles tienen que adaptarse a los gustos de Madrid, creo que es conveniente que ocurra lo mismo en todas las plazas de España, porque todas, y sin excepción, se están uniformando y perdiendo su personalidad. Quizá la culpa de esto se la podamos echar a la tele, aunque eso sería tema para otro día.
Yo no digo que las figuras no vengan, es más, deben venir y refrendar esa categoría y si no es así, al año siguiente, o al otro, para no ser estrictos, de vacaciones en mayo o con muchas menos exigencias. No sé quién iría ahora a la plaza sin estas figuras, pero lo que sí está claro es que con ellos se ha ido vaciando la plaza, que ya no hay aquel interés de hace años, que la feria es más una obligación que un momento de máxima ilusión como era no hace tanto. No prescindiría de las figuras, les exigiría a ellos prescindir de sus privilegios y lo mismo que habría que verlos con toros más de su gusto, habría que hacerlo con otros que les vienen peor.. Entonces sí que sabríamos cuál es su medida y si son matadores de toros o simples pegapases.
Espero que esos dos días que tiene previsto venir en San Isidro, pueda ver dos auténticas corridas de toros y a toreros triunfar con ellas.
Un saludo

Enrique Martín dijo...

Kaparra:
Creo que lo único que está diciendo es que se contraten por méritos y no por la inercia de año tras año. Perdón por esta simplificación, pero creo que es así. Ha dejado caer una serie de nombres que en otro tiempo nos llenaron los ojos y que nos han hurtado de golpe porque a unos señoritos no les venían bien tenerlos delante. Estamos encadenados por los caprichos, privilegios y negocio de unos cuantos que manejan esto a su antojo y a los que no les importa ni su opinión, ni la mía, ni la de nadie, pero se mueren por nuestro dinero. Ojalá leyeran su comentario y se decidieran a tenerlo en cuenta, pero eso también implica un mínimo de afición y exige un trabajo que no parecen dispuestos a realizar.
Un abrazo

Enrique Martín dijo...

Alberto:
Como hablaba yo el otro día, hemos pasado de 40 de fiebre a 39. Hemos mejorado, pero como no lleguemos a los 37, igual nos vamos excursión al infierno. Recuerdo hace años como Canal Plus y la empresa de Madrid de aquellos momentos alardeaban de la gran variedad de encastes que se anunciaban en la feria. Ya ves como ha cambiado el cuento. Ahora hacen de la necesidad virtud y nos cuentan que la de Victoriano y otras tantas, van bien en la muleta y que el caballo ya no interesa. Muy bien, es como si se nos queman todos los grandes museos del mundo y decidimos que la pintura ya no nos interesa, que los buenos son los que pintan monas y monetes.
Pero bueno, esperemos y aguantemos lo que se nos viene encima. Deberíamos estar rebosantes de ilusión, pero ya ves.
Un abrazo

Anónimo dijo...

Se me ocurre varios carteles interesante y no muy repetitivo.
1-Toros de Gerardo Ortega para Frascuelo, Sergio Aguilar y Oliva Soto.
2-Toros de Concha y Sierra para Sergio Serrano, Encabo y Juan Leal.
3-Toros de Lora Sangran para Juan Mora, Anton Cortes y Leandro.
4-Toros de Murteira para Joselillo, chamon Ortega y Paulita.
5-Toros de Albarreal para Juan Diego, López Chávez y López Simón.
Carteles económicos e interesante.

Enrique Martín dijo...

Anónimo:
Hay toreros que no son santo de mi devoción, incluso alguna ganadería puede que no esté en su mejor momento, peo yo los prefiero, porque uno está harto de lo mismo de siempre y hasta podría ser que en estas combinaciones pudiera saltar la sorpresa, agradable, por supuesto.
Un saludo