miércoles, 11 de abril de 2012

Cuidado, que no es oro todo lo que reluce


Vicente Pastor, torero íntegro y de Embajadores


Después del desquiciante invierno que hemos pasado con la tele si, no o depende; si los geses piden derechos, pero no carecen de imagen, al menos de la buena; la incertidumbre de si los fenómenos estarán en tal o cual feria; la ausencia de El Juli de las dos grandes ferias del calendario taurino, Sevilla y Madrid; o de los que a las primeras de cambio se dolieron en varas y buscaron refugio en toriles. Después de todo, el aficionado ha ido haciendo sus cábalas, por un lado, muchos, bastantes, no han dudado en desear que los geses se quedaran en su casa, otros han visto el cielo abierto esperando que se renovara el panorama, otros creían que se empezaba a resquebrajar este emporio de la inmoralidad y la vulgaridad, otros creían que al fin se iba a hacer justicia con algunos toreros que torean menos de lo que se merecen y que todo el mal que han cometido es poder hacer sombra a los fenómenos y otros han empezado a ver virtudes en muchos que torean muy poco y no por las muchas injusticias perpetradas por el bloque de la Tauromaquia 2.0, sino por méritos propios.
Es comprensible caer en esto, pero también hay que tener cuidado, a ver si nos vamos a limitar a quitar a estos inútiles, para poner a otros, pero que son amigos o nos caen bien. Que un inútil lo es con y sin geses, aquí y en Lima. eso sí si tal carencia se muestra delante de un toro de verdad, la cosa cambia, pero seguirán siendo unos inútiles.
Creo que el objetivo no debe ser cambiar unas caras por otras. el error sería monumental y podría hacer pensar a alguien que este es un mar de vulgaridad en el que nadie se salva o incluso que para qué era necesario quitar a los geses, con sus sombreros de cotillón, sus fulares de chavalote progre de los 70 y sus chaquetitas entalladas como los chuletas de los billares de Lavapiés, Chamberí, Cuatro Caminos o el Barrio de Ventas. Yo soy el primero en mostrar mi respeto por los toreros que se enfrentan a todas las ganaderías que las figuras no quieren, pero serenemos el ánimo y no veamos la reencarnación de Lagartijo y Frascuelo donde apenas se llega a don Tancredo.
Parece ser que la oportunidad de renovación se nos ha escapado mirando a las nubes. Creíamos que las distintas sectas de la Tauromaquia 2.0 habían declarado la guerra a todas las demás, pero aquellas escaramuzas previas al inicio de la temporada se han saldado con el sacrificio público de El Juli, inmolado para calmar la ira del dios “Televisión” y los demás han hecho una piña en torno al dios “La pela es la pela”, con la bendición del anterior. Pero bueno, ya se sabe que lo que une el dinero lo puede separar un avaro y en cualquier momento podemos estar en las mismas. Entonces, a ver si nos pillan preparados y ya tenemos claro que no es oro todo lo que reluce.
Que no es nada fácil acabar con esa estructura monolítica en la que se encajan los empresarios y apoderados más poderosos y con mejores relaciones; los toreros que o bien pertenecen a la cuadra de los empresarios o apoderados o no dan ni problemas y además cuentan con el favor de la prensa e y el público, que no del aficionado; los ganaderos que viajan como paquete en el equipaje de estas figuras y que tienen asegurada la venta de sus próximas cien camadas y que por otro lado jamás complicarán la vida ni a empresarios, ni a toreros; y la prensa, la argamasa que lo une todo y que se ocupa de jalear lo visto, lo no visto y lo imaginado, poniendo sus buenas dosis de literatura épico taurina para encandilar a las masas. Y todo este negocio no se echa abajo con un Iván Fandiño, por antes de que éste pueda mover un dedo, o le retiran de la circulación o le dan a probar el fruto prohibido que le haga caer en el abismo del pecado de la Tauromaquia 2.0.
Hay que saber elegir a nuestros campeones y luego exigir que se midan con todos los demás en el ruedo y ante el toro. Y esto último es condición sinequanone para que el plan pueda llevarse a buen puerto, el toro. Solo voy a dar un nombre del corte de torero que puede entrar en liza: Diego Urdiales. A partir de ahí que cada uno presente sus candidatos, porque deben ser varios los que planten cara, no uno solo en plan Llanero Solitario. Y tampoco podemos poner todos los huevos en un torero ambiguo, que ahora parece que sí, pero que en cuanto puede se postula para entrar en la órbita de los geses. Muchos hablan de David Mora, pero claro, ¿dónde está este torero? Lo mismo da tres naturales espléndidos, que echa la pierna más atrás que nadie y eso lo he visto yo en la plaza de Madrid. Tampoco hay que apostar solo por los valientes, porque el puesto es para un torero, no para un futuro mártir. Tiene que ofrecer algo más que testosterona. Ni tan siquiera que sea simpático, porque después de pegar un mitin puede resultar hasta ofensivo que el maestro se parta el pecho a reír delante del respetable.
La cosa no es fácil, así que antes de tomar a un nuevo becerro de oro como un dios verdadero del toreo, pensemos detenidamente en lo que nos puede ofrecer a cambio de nuestras oraciones, lo que es capaz de destacar sobre el monolito de la Tauromaquia 2.0 y si aguantará los mil y un embates o si hará agua a la primera tormenta medio seria. No tendremos muchas oportunidades de acabar con esta dictadura de la vulgaridad y el engaño, así que si no estamos seguros, esperemos que baje Moisés con las tablas de la ley y que acabe con este vagar por el desierto que ya dura demasiado y no nos dejemos deslumbrar, que no es oro todo lo que reluce.
Y no quiero acabar aquí sin más sin recordar al maestro Joaquín Vidal, al que tanto echamos de menos y al que tantos le buscan sucesor. Pero no lo hay, ni lo habrá u el que quiera tomar ese cetro, allá él con sus ansias de hacer el ridículo. Sé que el día del homenaje era ayer, pero sinceramente no me atreví. No quise escribir una semblanza de don Joaquín, como si hice el pasado año, porque en aquel momento, cuando la publiqué, me pareció absurdo y pretencioso. Y como no quiero volver a tener aquella sensación, me limito a recordarle, a seguirle echando de menos y a admirar lo mucho que hizo por esto de los toros.

24 comentarios:

Gil de O. dijo...

Me tomo un respiro para con mi Jaén del alma y el Abuelo, durante Jueves y Viernes Santo; pongo la directa a los "madríles"; y apenas sin descanso, abro el chisme éste y me encuentro con los de mi chacho-compadre José Miguel, lo de Juan, y lo de ahora mismo. ¿Díme a qué acudo?

Te lo repaso todo, una y otra vez. Impecable. Estás tan dentro de la suerte, tan dentro de la situación, que ya no te es posible cargarla más. Consigues concentrarnos a una importante recua de aficionados comprometidos, alrededor de tus ordenados criterios; hondos y prudentes a la vez.

Pon cuidado, con los que se montan con el tren en marcha y quieran usarte, como tapadera de su arribismo. Los que tenemos la carrera hecha en la tapia, solo podemos animarte a qué sigas reflejándote en Vidal, a que sigas sin colocar pedestales de mármol hasta que el bronce no esté definitivamente "Fundi-do"; y él de mi otro campadrillo de Orduña, bien estará que se siga modelando el yeso, pues tiempo habrá para pasarlo al bronce.

Tengo un montón de fotos de la grada del seis, y no te veo. ¿Es que te has "cortao" las greñas?

Saludos de Gil de O.

Diego Cervera Garcia dijo...

Enrique:
Sinceramente no se que decir...
Aquí lo que esta claro es una cosa, que estamos en manos de un sistema que no beneficia en nada al aficionado y muchísimo menos a la tauromaquia en general.
Sinceramente, opinar es difícil y muchas veces uno prefiere vivir en la ingenuidad y agarrarse a lo mucho o poco que pueda ver...
Un abrazo

Enrique Martín dijo...

Gil de O:
Nooo, soy el más greñudo de todos. De momento no le doy trabajo a los peluqueros. Muchas gracias por estas palabras; no sabes el efecto que tienen en mí. No sé si estaré en la suerte o no, pero sí que estoy donde me encuentro más a gusto y donde me dicta mi corazón. Parafraseando a uno que sabe de esto para regalar, estoy donde me enseñaron "mis Sénecas", siguiendo el camino de mi padre, el que él me marco. Luego además he tenido la suerte de encontrarme con gente sabia y generosa, que han querido compartir conmigo su experiencia.
Lo de Vidal cada vez me da más respeto, será por lo necesario que sería ahora, pero es una figura que cada día se me hace más grande. Me cuesta mucho usar su nombre en vano. Espero que nadie considere una falta de respeto mi "ausencia" ayer.
Un abrazo y de nuevo, muchas gracias

Enrique Martín dijo...

Diego:
La cosa es tal y como dices y además tienes que dejarte llevar por lo que te dicte tu interior. Te equivocarás, por supuesto, pero lo harás tú, no por encargo de otros. Todos nos equivocamos, pero lo mínimo que podemos hacer es ser honestos con nosotros mismos. Luego ya tendremos tiempo de aprender.
Un abrazo y gracias por estar ahí

Anónimo dijo...

Como bien dices, la cosa no es fácil. Los del G10 pretendiendo cobrar lo que no son capaces de generar (y si creen lo contrario, que se anuncien fuera del ciclo ferial para ver cuántas almas reúnen en los tendidos). Después tenemos a un grupo de matadores en los que ponemos esperanzas porque alguna que otra vez se ponen delante de los encastes más duros y lo hacen con cierta dignidad pero que, en cuanto pueden, salen de ese “circuito” y se estrellan con otro tipo de ganado. Y, por último, están los que ni interesan ni han interesado nunca. ¡Qué decir de lo que nos viene! De la última generación han salido los Luque, Pinar, Tendero, Barrio, Del Álamo… ¿te interesa especialmente alguno de ellos? A mí no.

El ganado ya vemos cómo está, cada vez hay menos casta y, por tanto, menos emoción en el ruedo.

La empresa (de Madrid) pues ya lo ves: peores carteles que nunca, suben los precios lo que les da la gana, la temporada empieza más tarde y acaba más pronto y eso que se han ahorrado un porrón de euros en concepto de canon. La gente lo consiente, no protesta y la Comunidad tampoco hace nada al respecto.

El público, cada vez hay más “público” y menos “aficionados”. Y el público cada vez está más mal informado porque, de entre los actuales, no considero a ninguno de ellos periodista taurino. Más bien desinformadores. Añoro a Vidal, a Cañabate y a muchos otros que hicieron de su profesión una actividad respetable. Sólo se pueden recoger opiniones fidedignas en la blogosfera taurina. Entre ellos el tuyo, por supuesto.


Saludos
J.Carlos

Enrique Martín dijo...

J. Carlos:
Primero, muchas gracias por el piropo. Y sobre el panorama, es de lo más desolador, lo cojamos por donde lo cojamos. Pero una cosa discrepo contigo. Creo que ahora el público está más informado que nunca, pero en cambio está muchísimo menos formado, aunque creo que en definitiva estamos diciendo lo mismo, que en las plazas plantan el culo muchos que solo van a merendar.
Un saludo

Xavier González Fisher dijo...

Don Enrique: Seguramente verás esto después de tu expedición futbolera, la que deseo se haya saldado con un merecido triunfo.

Y ya entrando en el asunto que aquí nos debe ocupar, la única solución que el actual sistema tiene es que vuelva a salir el toro, que ese pone a todos en su sitio.

Lo que ahora sale por la puerta por la que en algún tiempo se acostumbró que saliera precisamente el toro, es lo que tiene subvertidos los valores en esto. Cuando el toro regrese, los geses seguramente se irán a gozar de sus mal habidas rentas y los que de verdad son toreros, son los que se quedarán y nos dejarán disfrutar de la verdadera tauromaquia, no de la versión "2.0" que hace ya años nos han endilgado, muy a nuestro pesar.

Y perdón por la perorata, pero la señorita de las pildoritas de colores, al parecer hizo huelga el día de hoy.

¡Aúpa Aleti!

MARIN dijo...

Bueno Enrique, como bien sabes que andamos por el mismo camino, creo que estoy de acuerdo contigo en casi todo. Y hoy tengo que decirte en casi todo porque hay algo en que discrepo contigo: En que no quitamos a ningun "inutil" para poner a nigun otro "inutil" por muy amigo que sea. En el primer caso solo son toreros que no tienen el concepto de tauromaquia que nosotros concebimos, y en el otro, solo son toreros que no tienen esa facilidad para llegar al tendido. Pero en ninguno de los casos son para nada "inutiles". Tanto unos como otros se juegan todas las tardes la vida, y como bien dices, depende del toro, unos mas que otros. Perdona por haberte hecho este apunte.

Por lo demás, creo que hay toreros con mucha verdad para poder tirar del carro sin contar con los geses. Al ejemplo que pones de Fandiño y Urdiales se le pueden unir otros nombres como los de Castaño, José Luis Moreno y varios mas que ahora mismo no caigo.

Pero todos, aunque tengan una tarde aciaga en cualquier momento, deberian tener segundas oportunidades, al igual que las ganaderias. Lo que no podemos limitarnos es a ponerlo una tarde fuera de las grandes ferias, y por estar mal mandarlos a los infiernos. Otra cosa es que se repitan y no den el callo una y otra vez. Entonces hermano...

Un saludo Enrique, y perdoname otra vez por mi apreciación.

Emilio Roldán Hernández dijo...

¡¡¡Además ERES DEL ATLETI!!!Te habla un abonado, desde tiempos ancestrales, de este equipo, que hoy acaba de brindarnos otro brindis al sol eterno. Un abrazo Enrique, y me alegro por sus dos aficiones -en estado de caducidad en acto-, que son también las mías. Pronto te pediré matrimonio jejejeje

Enrique Martín dijo...

Xavier:
Eso es que te han recetado el Palabritenol, ideal para fomentar la profusión de conceptos de forma oral y escrita. Está muy bien, pero ¡ojo! no abuses, porque te potencia la dialéctica, pero por lo que veo también tiene el efecto secundario de decir las cosas tal y como son; y esto puede que no guste a alguien. Imagínate que uno de los geses se ve en la obligación de ponerse delante de un toro por indicación de un señor de México, que además no es el que más sabe de la tauromaquia de allá. ¡Ay! si es que no se puede abusar de las medicinas. Tanta medicina y al final no pararás de decir verdades y sin un eufemismo que echarse a la boca.
Lo del Aleti, pues bueno, acabó en catástrofe, pero hoy más que nunca hay que repetir tu grito ¡Aúpa Aleti!
Saludos
PD: Si abrazas esta nueva fe, serás muy bien recibido, aunque no sé si te lo aconsejo.

Enrique Martín dijo...

Marín:
Pues tienes razón y quizás me dejé llevar por ese sentimiento de profunda aversión que me provocan estos que están enterrando la fiesta, que cobran un dineral por cada palada, y los que lo único que pretendes es subirse a ese carro para seguir echando tierra. Y sí es verdad que se juegan la vida, por supuesto, pero también las comparaciones son odiosas, entre estos señores y los toreros que cada tarde se encuentran con el toro.
Aquí citas unos nombres y se podrían añadir más, pero como bien dices, no se les juzga igual. Y no se les exige que estén bien las pocas tardes que torean, es que se les exige triunfar, porque estando bien ya no les vale. Y lo mismo para los ganaderos, que basta que salga mala una corrida de un encaste, para que ya no valga ninguna ganadería con esa sangre. En cambio, por el otro lado, pues eso, se repiten durante siglos. Se les da una confianza que no se han ganado.
Bueno, ya ves perorata por perorata. Eso sí, de lo que nadie te podrá acusar es de palabrería. Y ya sabes lo que agradezco tus apreciaciones.
Un saludo

Enrique Martín dijo...

Emilio:
Tú verás lo que haces. Yo soy facilón y a poco que insistas, me veo de blanco en el altar. Y aún así no creo que se me cure ni mi afición al toro, ni el color rojiblanco de mi corazón. Hay cosas que no se curan tan facilmente. Ya te pasaré la medida del anillo.
Un salud

Xavier González Fisher dijo...

Don Enrique, no puedo hacer de apóstata, yo soy der Beti, manque pierda...

Enrique Martín dijo...

Pues siento decirle don Xavier, que no hay mucha diferencia entre uno y otro por eso del "nasío pa sufrí". Eso sí, como en los toros, las alegrías son muy grandes.
Un saludo

MARIN dijo...

OLEEEEE XAVIER!!! QUE ARTE QUILLOOO!!!. Si es que Xavier Gonzalez Fisher no podia ser de otro equipo!!. Hasta en Mexico tenemos sufridores... ¡Ves Enrique!. Lo dicho un dia por Lopera...¡¡Beticos del Universo!!.

QUE ARTE QUILLO, QUE ARTE!!!...

P.D.: Lo siento por lo de ayer Enrique, pero creo que es mas facil ser papa a que le volvais a ganar un partido al Madrid. Por cierto, el dia 29 voy a verlo al Villamarín con tu Atletico. A ver si no nos jodeis la feria.

Un saludo.

franmmartin dijo...

Para compensar con el amigo Emilio,que ha desequilibrado la balanza,he aquí a otro Bético por la Gracia de Dios.¡óle mi Beti güeno!.

Enrique Martín dijo...

Marín:
Sabía yo que esto te tenía que llegar. Ahí lo tienes a don Xavier, declarado bético. No es mala cosa la verdad y me dice mucho de la persona, con lo fácil que podría decir que es madridista o culé. Eso es arte. Y el 29 puede ser cualquier cosa, pero cualquiera. Ya sabes que el Aleti es una montaña rusa.
Un saludo

Enrique Martín dijo...

Franmartín:
Lo que digo, que el arte se lleva en las venas. Dos pasiones que no puedes controlar, te controlan ellas a ti. Pero bueno, que se le va a hacer. Pues pasarla a los hijos y los nietos. Como debe ser.
Un saludo

GrazalemeñoVet dijo...

Estoy bastante de acuerdo con usted. David Mora en sus últimas comparecencia no ha estado tan firme como otras veces...(lo de echar la pata palante nunca a sido su fuerte pero tampoco de Castaño y a este último se le canta sus muchas virtudes a pesar de), pero tambien aprecio que a la corriente que nos centramos en el cuadrupeto principalmente, no sabemos valorar lo que se debiera cuando uno de estos torero da la talla firme como un cipres (Mora en Pamplona con el cebadita o en Zaragoza con el de Bañuelo), o cuando se da lidia completa y se luce al toro (Castaño muchas veces, por ejemplo en Zaragoza con la última de Cuadri), me da rabia que no sepamos valorar esto, que digamos alto; "Así sí", he dado un par de ejemplo pero serían muchos los casos en el que creo que no llegamos, seguramente porque en el subconsciente tendemos a comparar con las faenas de las "figuras"...pero empezando porque el toro no es igual lo demas la mayoría de las veces tampoco y lo enjuiciamos como tal. Eso no quita en que este de acuerdo en que actualmente no hay un "mesías" pero hay muy buenos toreros, que tienen sus días, y entre los dichos ademas destacaría a Urdiales y Moreno (faenas para enmarcar en Bilabao y Castellón al Victorino y Miura respectivamente, casi ná...) Salu2

Isa Molina dijo...

El problema de los "ges" no es nuevo aunque en la actualidad ha tocado fondo, en otras épocas también han existido y seguirán existiendo, porque la industria del toro sigue funcionando igual desde hace muchísimos años, hay esta la raíz de la situación de la fiesta. Un saludo Enrique.

Enrique Martín dijo...

Isa:
Me alegro de verte por aquí. Pues tienes razón, figurines ha habido siempre, aunque no fueron tan endebles como estos, y estos de ahora estásn siendo nefastos para la Fiesta.
Un saludo

Enrique Martín dijo...

Grazalemeño:
Creo que es con el toro cuando hay que valorar a los toreros, es el que da la medida y también pienso que no se pueden comparar a los toreros con los geses. Y un torero es Urdiales, aunque a muchos les cueste verlo.
Un saludo

Anónimo dijo...

tienes muchas razon eh?lo de daviod mora es increible lo mismo te pega dos naturales con un gusto y un empaque soberbios que de repente le da por retorcerse y hacer el toreo de la pata retrasada!!SI ES QUE LO DE VER A MANZANARES TANTO.....
ES MUY TRISTE VER A TODOS DESCARGANDO LA SUERTE Y EN EL SEGUNDO MULETAZO Y QUE MUCHA GENTE TRAGE CON ELLO POR IGNORANCIA.

Enrique Martín dijo...

Anónimo:
Ahí lo has dicho, los modelos son nefastos y si al que copian es al que más torea y más cobra y este es Manzanares, pues así estamos como estamos.
Un saludo